9 de noviembre 2012

Publicada en Publicada en General, varios

Aqui estoy buscando sentir esa libertad, la libertad de expresión.

Acudo a mi blog como refugio de mis sentimientos, testigo inerte de mi andadura, escaparate de la vida, en él me reflejo.

Soy ese náufrago que desvanece a pocos metros de la playa, en el momento de dislumbrar tierra su cuerpo ha dejado de funcionar.

Sólo 22 días han pasado y últimamente me parece como sí el ocaso añadiera horas al día y  el tiempo se ralentizara… Supongo que Einstein acertó cuando dijo que, la razón del tiempo es para que todas las cosas no pasen a la vez. Prefiero conformarme con esta idea, porque eso de que el tiempo  lo cura todo no me lo acabo de creer mucho. A mi no se me cumple, para mi cada día que suma no es mejor nooo es peor!, más dudas me intrigan  apoderandose de mi mente. En fin, que esto, en vez de irse evaporando está creciendo cada vez más.

4 comentarios en “9 de noviembre 2012

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *